No es que muera de amor…

Amante de la poesia, siempre me quedo colgada con algun autor que alguna amistad me presenta. Hace unos años me introdujeron a Jaime Sabines en el vocabulario y aprendi un poco de él. Hace dos o tres días un amigo me mostró este poema de nuevo, y lo recordé con mucho cariño. Lo que me provoca es envidia, la intensidad en el sentimiento, la traducción a palabras, lo fuerte que se siente cuando algo no anda bien.
Jaime Sabines nació en Mexico, Chiapas a principios de siglo. Tuvo una vida normal, y eso me extraña. Supo ser politico y despues se olvido, dijo que se sentia que lo exhibian como una mariposa. Y murio de cancer en el 99 a los 72. No se cuanta repercusión tiene Sabines en ntra literatura. Lo que sí sé es que, carajo que le p ego fuerte esta mujer!!!!
Para los que disfrutan escuchar mas que leer les dejo el video:
Al que no disfrute de lapoesia, mas vale que se retire jejeje.
 
 
No es que muera de amor, muero de ti.
Muero de ti, amor, de amor de ti,
de urgencia mía de mi piel de ti,
de mi alma, de ti y de mi boca
y del insoportable que yo soy sin ti.

Muero de ti y de mi, muero de ambos,
de nosotros, de ese,
desgarrado, partido,
me muero, te muero, lo morimos.

Morimos en mi cuarto en que estoy solo,
en mi cama en que faltas,
en la calle donde mi brazo va vacío,
en el cine y los parques, los tranvías,
los lugares donde mi hombro
acostumbra tu cabeza
y mi mano tu mano
y todo yo te sé como yo mismo.

Morimos en el sitio que le he prestado al aire
para que estés fuera de mí,
y en el lugar en que el aire se acaba
cuando te echo mi piel encima
y nos conocemos en nosotros,
separados del mundo, dichosa, penetrada,
y cierto , interminable.

Morimos, lo sabemos, lo ignoran, nos morimos
entre los dos, ahora, separados,
del uno al otro, diariamente,
cayéndonos en múltiples estatuas,
en gestos que no vemos,
en nuestras manos que nos necesitan.

Nos morimos, amor, muero en tu vientre
que no muerdo ni beso,
en tus muslos dulcísimos y vivos,
en tu carne sin fin, muero de máscaras,
de triángulos oscuros e incesantes.
Muero de mi cuerpo y de tu cuerpo,
de nuestra muerte ,amor, muero, morimos.
En el pozo de amor a todas horas,
inconsolable, a gritos,
dentro de mi, quiero decir, te llamo,
te llaman los que nacen, los que vienen
de atrás, de ti, los que a ti llegan.
Nos morimos, amor, y nada hacemos
sino morirnos más, hora tras hora,
y escribirnos y hablarnos y morirnos

Advertisements

You

Tu que me asechas
Tu que te me clavas en el pecho
Que me hieres,
Que me dejas sin aliento.
Eres tu que me invades
En el silencio de mi soledad
En mis momentos de vulnerabilidad.
Cuando respiro.
Tu que me tomaste por prisionera
Que me raptas y me torturas,
Cuando no hay nadie
Cuando estoy sola.
Tu que me dices como sentirme
Que me engañas y me perpetras
Que a medias me conquistaste
Y me dejaste sumida en dolor.
Tu, fantasma de lo que admiro
Tu, actor que provoca suspiro
Tu, que te me repites en cada paso que doy
Tu que me ahogas con tu ausencia,
que me matas con tu presencia,
Tu, el que vino sin permiso
El que se fue sin aviso.

COLD

XVI

 

 

Te extraño sueño de una noche

Estas ausente y no me oyes

Te extraño aunque no te tenga

Aunque no existas

 

T e extraño quimera imposible

Estas en mi alma omnipresente

Te extraño aunque no te vea

Aunque no estés

 

Te necesito urgente en mí

Te desvaneces y revives

Te deshaces dentro mío

Y me dejas

 

Apareces cada tanto

Y me abandonas cuando soy feliz

Eres cruel ante mí

Eres sabio más allá de ti

 

Eres como las olas

Como el suspiro de un pájaro

Eres etéreo, intangible

Eres frío e intenso como la nieve.

 

Cuando apareces me hielas

Cuando te vas me destruyes

Eres el brasa en verano

Eres puñalada en el pecho.

 

Eres mi imposible

Mi luz, pero soy ciega

Eres mi meta,

Mi camino, y estoy inmóvil.

A vos

Dedico mi alma a los amores imposibles. Aquellos a los que nadie les dedica tiempo porque son inútiles o demasiado dolorosos para experimentar. Dedico parte de mi mente a resolver lo que mi cabeza genera, cada vez que elijo al compañero equivocado en un equipo que jamás funciona. Y dejo mi cordura en llegar a la conclusión de porque pierdo mi vida buscándote. Ojala, tuviera siquiera una sola pista que me guíe a vos. Podría así, destinar mi alma, mi mente, mi tiempo y mi cordura a disfrutar cada una de tus palabras, cada uno de tus gestos, la forma en como te peinas, tomas mate o te reís. Hasta sueño viéndote reír de mis bobadas de niña enamorada, de las tonteras cuando juego a no tener edad y disfruto de lo simple que es vivir en armonía. Quisiera vivirte a pleno por lo menos unos días de estos en los que pierdo mi tiempo en los brazos del otro que no logra entender que necesito. O aquel que dio todo de si y jamás pudo comprenderme. Desearia poder un día tomar tu mano y saber, que lo que viví, lo que sufrí y lo que espere, no fue en vano. Que puedo gritar que te conocí, que hay un círculo que se cerró y que mi vida puede continuar. Que mi corazón tiene un par, y que la armonía llego para quedarse. A vos, decime que soy yo, que tomaste mi mano y supiste, que viste una foto y mis ojos lo dijeron, que lo pasado queda ahí, y que lo nuestro recién comienza. A vos, descubrite, mostrame lo peor y entende que no me importa, que así te acepto y que por fin caminamos juntos. 

Annabel Lee by Edgar Allan Poe

Annabel Lee
by Edgar Allan Poe

It was many and many a year ago,
  In a kingdom by the sea
That a maiden there lived whom you may know
  By the name of Annabel Lee--
And this maiden she lived with no other thought
  Than to love and be loved by me.

I was a child and she was a child,
  In this kingdom by the sea,
But we loved with a love that was more than love--
  I and my Annabel Lee--
With a love that the winged seraphs of heaven
  Coveted her and me.

And this was the reason that, long ago,
  In this kingdom by the sea,
A wind blew out of a cloud, chilling
  My beautiful Annabel Lee;
So that her highborn kinsmen came
  And bore her away from me,
To shut her up in a sepulchre
  In this kingdom by the sea.

The angels, not half so happy in heaven,
  Went envying her and me--
Yes!--that was the reason (as all men know,
  In this kingdom by the sea)
That the wind came out of the cloud by night,
  Chilling and killing my Annabel Lee.

But our love it was stronger by far than the love
  Of those who were older than we--
  Of many far wiser than we--
And neither the angels in heaven above,
  Nor the demons down under the sea,
Can ever dissever my soul from the soul
  Of the beautiful Annabel Lee:

For the moon never beams, without bringing me dreams
  Of the beautiful Annabel Lee:
And the stars never rise, but I feel the bright eyes
  Of the beautiful Annabel Lee:
And so, all the night-tide, I lay down by the side
Of my darling--my darling--my life and my bride,
  In the sepulchre there by the sea--
  In her tomb by the sounding sea.

Impossible love

Impossible Love
Embracing your soul, it was my dream
lamentably, that’s only a wish
identical to mirages that vanish.
Zestful girl, you’re in my mind
all the time in my heart
because you’re my star
Enticed by your beautiful eyes
to fall in love at the first glance
hopeful to touch your soul for once
L´inspiration de mon âme me réveille ce soir
yeux claires comme des soleils que j´aimerais avoir
ne seulement pour plaisir sino pour sentir
ne seulement aujourd´hui sino toute la vie
Parece que nunca te voy a olvidar
en esta historia que nunca pudo comenzar.
Talvez siempre te he de soñar,
esperando algún día puedas quererme igual.
Renovando mis ilusiones te has convertido en mi única inspiración
Siendo así la única que se apoderó de mi corazón.

XLUCIANAX POEMAS 2

VI

  Te perdono por las lágrimas

Derramadas cada noche

Te perdono por el llanto

De la noche en que te fuiste,

Te perdono por romper

La fe que existía en mi

Y que nunca volverá.

 

Te perdono las marcas

En mi mente y en mi cuerpo

Te perdono lo que dices

Y lo que callas.

Te perdono sin saber del futuro

De mi presente

Y de sufrir por el pasado.

 

Y del fruto de mi perdón

Nació el amor en mí

Del fruto del sufrimiento

Afloro la alegría

De la maldad, la vida

Y de mi tu ser.

 

 

Apareciste un día,

Sin alma

Sin ropas de sadismo

Sin posibilidad de herir.

 

Apareciste en mis noches

Con  velos de piedad

Con increíble paz

Con posibilidad de amar.

 

Y as murió mi sombra

Así apareció tu luz

Infinita fue la culpa

Infinito mi perdón.

 

VII

Lo supe cuando lo escuche, todo cambio

Supe del alma atormentada en esta noche de verano

Supe de la soledad, amplia negrura en tu mente

Supe de ti.

 

Sabia que no era posible y continué

Supe de tu selva impenetrable

De tu inocencia palpable

De tu bravura de hombre.

 

Lo supe cuando toque tu pelo

Entendí de la trampa del sufrir día a día

De lo que es la cárcel del amar

De los imposibles de tu pensamiento.

 

Lo supe cuando olí los jazmines de tu aliento

Comprendí de la jaula de tu querer,

De los días eternos y de las noches de compañía.

De mis cadenas eternas, de la prisión de tu cuerpo

 

Sabía que no era posible y continué

Supe de cada una de las cárceles,

De las ataduras, del imposible,

Del límite de tu amor

 

Y cuando comprendí lo que sabia

Fue demasiado tarde.

Fui demasiado lejos y te deje ir.

Y volamos en libertad.

 

VIII

 

Entera de sabidurías y disfraces supe,

De que tus realidades existen

Y mis futuros son inciertos.

De que mi felicidad esta vacía de significados

Y de que la tuya es una verdad irrevocable.

 

Vacía mi alma supo

De que tus necesidades están completas

De que mi ser no se añora

Y de que siempre serás quien busco

Aunque nunca toques mi campana

 

Ausente en mi mundo descubrí

De que mi verdad es incierta

De mi imposibilidad de amar

Y de que siempre te busque,

En lugares equivocados.

 

Y sigo, insisto sin entender.

Sin poder concretarme

Sin ver lo simple

Sin encontrarnos, perdidos,

Sin alma, sin ser.

 

IX

 

I was what the darkness of your mind created

You did what my proud pessimism asked

We were children of loneliness, lovers of pain,

We were sinners in chains and we tried.

 

We struggled against our fears

Looking for each others hand

But the dark, the dark was so overwhelming

That we failed, we stumbled and died.

 

You felt the bushes of my thoughts

I leaned toward the kindness of your soul

We were present, we were past but we were wrong.

 

You used my veils to cover our essence

I wanted to die with you alone

We failed, we stumbled, and we died.

But we changed it, we succeeded, we survived.