Detalle

Hay ojos que hablan con profundidad. Que miran más allá de mi piel. Esos busco.
Hay oídos perspicaces que mezclan mis palabras en un arte musical. Que oyen mucho más que sonidos. Esos son.
Hay bocas que bailan desde una metáfora que yo sólo conozco. Que pronuncian palabras llenas de contenido. Esas quiero.
Hay espaldas castigadas por el peso de los años y sus vivencias. Curtidas en sufrimiento y avidas de bondad y descanso. Esa necesito.
Hay brazos enormes, llenos de cariño bien parido, tibios y fuertes. Capaces de abrazar y sanar. Esos me faltan.
Hay manos que con sólo tocar brillan y dan brillo. Que curan acariciando, que son capaces de crear nuevos mundos. Esas deseo.
Hay corazones incorruptibles. Fieles a si mismos. Que todavia creen y pelean desde el ideal, que pueden vibrar a pesar de las heridas. Esos añoro.
Hay sexos que son hondos. Que sienten con el alma y se conectan con su espíritu. Que expresan lo que sienten físicamente. Esos quiero conocer.
Hay piernas que pueden soportar todo el camino que cuesta encontrar todo aquello que buscamos, que queremos, que deseamos y necesitamos. Y siguen caminando sin parar. Piernas que a pesar de la edad siguen dando pasos sin esquivar los dolores del aprendizaje. Piernas que sigo esperando.

Luciana Palmisciano – Noviembre 29, 2016.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s